¿Cuándo es necesario pedir licencia de obras para tu vivienda?

¿Cuándo es necesario pedir licencia de obras para tu vivienda?

Hacer una obra en casa puede suponer un quebradero de cabeza si no conoces exactamente el tipo de licencia de obras que debes pedir. A todos nos apetece en algún momento reformar nuestra vivienda.

Los motivos son variados: hacerla más confortable, adecuarla a las necesidades familiares o, simplemente, mejorarla para vender. Pero antes te recomendamos que te informes sobre el permiso de obras necesario.

Tipos de obras que necesitan licencia de obras

Aquí te enseñamos las obras que para las que se necesitan los permisos.

Obras que afectan a los acabados

Son las que se realizan en las viviendas sin alterar la configuración. Pintura, alicatados, cambio de ventanas y puertas sin cambiar su ubicación son algunas de las reformas que realizarás en algún momento.

Este tipo de obras solo afectan a la estética de la vivienda, incluso en el caso de los cambios de suelos y revestimientos.

Obras que suponen cambios en la distribución

Si necesitas eliminar o levantar un tabique en tu casa, para redistribuir los espacios, estarás iniciando una reforma con cambios de distribución. Estas obras afectan a la cédula de habitabilidad de tu vivienda y el técnico encargado debe tener en cuenta la normativa vigente.

Obras que suponen reformas estructurales

Estas obras requieren la contratación de un arquitecto para poder llevarlas a cabo. Se consideran elementos estructurales las vigas, los pilares, el suelo y el techo, los muros maestros y las cubiertas. Las reformas estructurales necesitan el tipo de licencia más exigente de cuantas existen.

En las reformas estructurales puedes poner en peligro la seguridad de la vivienda, por eso es necesario que el técnico correspondiente diseñe y supervise toda la reforma.

Reformas en elementos comunitarios

Si pretendes realizar una reforma en cualquier elemento considerado comunitario debes solicitar una licencia de obra mayor. Es el caso de abrir una ventana donde no la hay, reformar un una terraza (aunque sea de uso privativo) o modificar el tamaño de una puerta exterior. Además, necesitarás en todos los casos la aprobación de tu comunidad de vecinos para llevarla a cabo.

En estos casos debes solicitar una licencia de obras

En los siguientes casos deberás solicitar un tipo u otro de licencia para reformar tu casa.

Licencia de obras mayor

Este tipo de licencia se requiere para determinadas obras de gran envergadura. Tu Ayuntamiento requerirá esta licencia siempre en el caso de obra nueva y de restauración en viviendas de categorías especial.

También es necesaria cuando la obra suponga un cambio de uso en el inmueble y cuando se modifique la estructura de la vivienda. Para alterar algún elemento común de un edificio o para una obra de rehabilitación.

Por último necesitarás licencia de obra mayor si quieres ampliar o reducir la altura y el volumen general de tu casa.

Licencia de obras menor

En muchos casos no se puede considerar una licencia sino una comunicación de la obra que se va a realizar. Son las obras interiores, retejados de cubiertas, nivelados de suelo, limpieza de solares y otras que no necesitan proyecto técnico.

En estos casos no necesitas licencia de obra

En los casos descritos como obra menor no necesitarás pagar una licencia de obra al Ayuntamiento.

Se incluyen en este apartado las reformas que requieren una comunicación previa, tales como:

Cambio de puertas y ventanas sin cambiar su tamaño ni ubicación.

Pintura de la fachada exterior.

Obras de redistribución interior que no afecten a la estructura de tu casa. Es decir, cuando no es necesario modificar muros de carga, vigas pilares y otros elementos estructurales.

Obras de restauración en el caso de edificios especialmente protegidos.

– Instalación o cambio de canalones.

– Retejado de cubiertas sin alterar su morfología.

licencia de obra ventanas

Mejorar el estado de una vivienda

Las posibilidades para mejorar el aspecto y la funcionalidad de tu vivienda son infinitas si te decides a realizar obras de reformas en la misma. Estas son algunas de las reformas más demandadas últimamente.

Obras que mejoran la eficiencia energética

En los últimos años la conciencia ecológica de la sociedad ha experimentado un cambio importante. Y con ella las reformas para aumentar la eficiencia energética en las viviendas. Entre estas están el cambio de ventanas, los cerramientos exteriores y las obras de impermeabilización.

Obras para instalar climatización

Ya sea la calefacción en invierno y el aire acondicionado en verano, cada vez son más las personas que no renuncian a climatizar adecuadamente su vivienda. Antes de hacerlo te recomendamos que encargues un estudio detenido de tu casa para saber exactamente cuáles son las mejores opciones.

Obras para instalar elementos que permitan el ahorro

Instalar paneles solares es una reforma que te permitirá ahorrar en tu factura de luz todos los meses. Pero no es la única. Sustituir los interruptores de la luz por otros detectores de presencia, cambiar las tuberías obsoletas por otras más modernas y no contaminantes, sustituir la antigua caldera de calefacción.

Estas y otras pequeñas obras beneficiarán el cuidado del medio ambiente. Con una licencia de obras adecuada conseguirás hacer que tu vivienda sea cada vez más eficiente.

img

Alberto Calvo Orosa

Publicaciones relacionadas:

Averías y reparaciones en pisos de alquiler

Tarde o temprano, en el hogar algo se estropea o tienes que realizar alguna reparación. Cuando se...

Continuar leyendo
Por Alberto Calvo Orosa

Qué hacer con inquilinos problemáticos

Aunque ser propietario de inmuebles pueda parecer una utopía desde una mirada externa, la realidad...

Continuar leyendo
Por Alberto Calvo Orosa

¿Qué hacer si no encuentras la escritura de propiedad de tu vivienda?

Perder la escritura de propiedad es algo que puede ocurrirte alguna vez en tu vida, pero no debes...

Continuar leyendo
Por Alberto Calvo Orosa

Unirse a la discusión